Miami Metrozoo

Miami Metrozoo

Miami Metrozoo no es un zoológico convencional de esos que, al ver a los animales encerrados en un espacio ínfimo, transmiten una gran tristeza. Se trata de más de 100 hectáreas de bosques y praderas en las que se alojan alrededor de 800 especies exóticas en un ambiente natural.

Animales del Metrozoo

Tigres de bengala, leones africanos, rinocerontes negros, elefantes africanos, jabalíes, gorilas grises, osos del Himalaya, camellos, hienas, canguros, koalas, leopardos o tortugas gigantes son algunos de los animales que podrás ver campando a sus anchas por el gran Metrozoo.

Otra parte interesante del zoo es la granja, en la que se puede acariciar a los animales e incluso darlos de comer.

No te canses!

Metrozoo es demasiado grande para recorrerlo andando. Por suerte, eso no es un problema, existen diferentes opciones para hacer que la visita sea más cómoda:

  • Monorail: Constituye una cómoda forma de recorrer el zoo desde las alturas (y con aire acondicionado).
  • Safari Tram Tours: Otra forma de no cansarse es utilizando el tranvía para llegar desde la casa de un animal hasta la del siguiente.
  • Coches a pedales: La opción más sana para recorrer el zoo mientras hacéis ejercicio es pedalear.

Interesante aunque algo alejado

Miami Metrozoo es un lugar excelente para pasar un día diferente lejos de las playas, sobre todo si viajáis en familia. El único problema que le vemos es que está bastante alejado del centro por lo que, si tenés algún inconveniente para desplazaros, tal vez os resulte más práctico visitar Jungle Island.

Si finalmente decidis visitar Miami Metrozoo podés aprovechar para acercaros hasta el Museo del Ferrocarril ya que se encuentra a muy poca distancia.